Silent Hill. Historia del juego.

Intentemos recorrer la historia de Silent Hill en este artículo.

Después del gran éxito comercial de Resident Evil, el género del survival horror se encontraba en su punto álgido. Konami no quiso quedarse atrás y lanzó su propio título.

El principal objetivo era crear un juego lo más perturbador posible, subir un peldaño dentro del género. De esta forma introdujeron en el juego un enfoque del llamado “terror psicológico” y Silent Hill se convirtió en uno de los mejores títulos concebidos hasta la fecha.

El Team Silent

El “Team Silent” fue el equipo dentro de Konami que se encargó del proyecto Silent Hill. Uno de los componentes del equipo era el genial compositor Akira Yamaoka, quien se encargó de crear una banda sonora con identidad propia y quien además supo insertarla en los momentos clave del juego para sumergir por completo al jugador. Esta melodía era capaz de transmitirte una gran tensión en los momentos más brutales de la historia.

Team Silent

La introducción

Silent Hill vió la luz en el año 1999 y fue lanzado en los tres mercados principales: América, Japón y Europa.

El juego nos sitúa en la piel de Harry Mason, un padre que se dispone a pasar las vacaciones con su hija Cheryl. De repente, mientras Harry conduce, observa la figura de una mujer en medio de la carretera y se ve obligado a dar un brusco volantazo para esquivarla. El suceso acaba en accidente y Harry despierta un tiempo después conmocionado. Su hija ha desaparecido.

Sale del coche y comienza a buscarla desesperadamente. A lo lejos divisa su figura y comienza a gritar su nombre. La niña parece no darse y cuenta echa a correr en dirección opuesta. Al rato descubrimos que ambos se encuentran en medio de una ciudad maldita llamada Silent Hill. Mientras Harry continúa persiguiendo a su hija, la ciudad sufre su primera transformación macabra, hecho recurrente a lo largo del juego.

La historia de Silent Hill

Finalmente Harry se despierta en una cafetería acompañado de la agente Cybil Bennett, que nos prestará su ayuda para encontrar a Cheryl y nos entregará nuestra primera arma de fuego. En este punto encontraremos además uno de los objetos míticos de la saga: una radio que emite un sonido ininteligible cuando los monstruos se aproximan.

La historia de Silent Hill

Los personajes

Durante el juego únicamente manejaremos a Harry Mason, sin embargo nos iremos topando con una serie de personajes secundarios que nos ayudarán, voluntaria o involuntariamente, a comprender la historia de Silent Hill, lo cual no es tarea sencilla. Cybil irá apareciendo en momentos puntuales del juego de manera un tanto misteriosa y Cheryl, la hija de Harry, será clave en el juego.

Uno de los personajes más cautivadores de esta entrega es Lisa Garland, la enfermera del Hospital Alchemilla, quien se encargó de procurar cuidados a cierta persona que no vamos a desvelar aquí para no hacer spoiler. Durante sus encuentros con Harry, Lisa se comporta de forma un tanto peculiar, expresando siempre su necesidad de sentirse protegida por alguien. A medida que avanza el juego su comportamiento irá evolucionando puesto que guarda un secreto que la atormenta. Este es sin duda uno de los personajes más queridos de la saga.

La historia de Silent Hill

El apartado técnico

En contraposición a su alter ego Resident Evil, el Silent Hill ofrece unos escenarios totalmente tridimensionales en los que la cámara desempeña un papel fundamental para hacer que el jugador sienta que realmente está viviendo la historia (enfoque de terror psicológico). Cuando la cámara necesite enseñar algo especial, se colocará de acuerdo a este objetivo. Cuando necesite mostrar un plano atípico para generar mayor tensión o incomodidad al jugador, lo hará sin miramientos. De todas formas, cuando la radio comience a sonar, lo habitual será tomar el control de la cámara mediante el botón correspondiente para averiguar dónde se encuentra el peligro.

La historia de Silent Hill

La mayor parte del juego la pasábamos explorando la ciudad con ayuda de varios mapas, buscando objetos esparcidos por ella, ya que la munición y los botiquines son necesarios y escasos. Los mapas, que en otros survival horror no sirven para nada, en eran fundamentales en Silent Hill, ya que algunos escenarios resultan muy laberínticos por estar plagados de puertas y pasillos distribuidos en varias plantas. En cierto momento del juego Harry se queda sin su preciado mapa para hacer la situación más agónica si cabe.

La historia de Silent Hill

El juego nos permitía andar mientras disparábamos, lo cual también constituyó un avance respecto a Resident Evil.

Los puzles y los monstruos

¿Y qué decir de los famosos puzles? Los de Silent Hill son complejos e inteligentes, de los de comerte mucho la cabeza o tirar de guía a la desesperada, aspecto que se ha ido suavizando en posteriores entregas. Una pena.

La historia de Silent Hill

Las criaturas a las que Harry debe enfrentarse también son dignas de un artículo propio y otro factor clave en el enfoque de terror psicológico. Cada escenario cuenta con los suyos y los jefes son oscuros y retorcidos. Hay algunos clásicos como las famosas enfermeras.

En este caso, en capítulos posteriores de la saga los monstruos van mejorando y evolucionando. Nunca llegan a decepcionar.

La historia de Silent Hill

Los finales

El juego es largo y muy “regujable”, ya que cuenta con 5 finales alternativos que conseguiremos en función haber realizado o no una serie de acciones a lo largo del juego. Además, al jugar por segunda vez, Harry encontrará nuevos objetos y armas. También existe la posibilidad de escoger entre tres niveles de dificultad, que siempre se agradece.

La historia de Silent Hill

Los defectos

Aunque roza la perfección, podemos encontrar algunos pequeños contras en el juego. Por ejemplo, el juego de cámaras puede dejarnos vendidos en alguno de los espacios cerrados, en los cuales nos veremos obligados a forzar el cambio para tener una mejor perspectiva.

El control quizás resulte algo tosco y sea la parte del juego que peor ha envejecido, dada la evolución que ha sufrido este aspecto a lo largo del tiempo en los videojuegos de tercera persona.

Otro de los puntos negativos es el doblaje de la versión en inglés, ya que parece que por aquel entonces los actores no estaban muy acostumbrados a doblar videojuegos y saltaba a la vista (o al oído) que se limitaban a leer un texto. Le faltó un poco de profundidad en general.

La conclusión

¿Conclusión? Silent Hill es sin ninguna duda un grandísimo juego, un precursor del enfoque de terror psicológico y un justo representante del género survival horror. Guión impecable, personajes complejos, banda sonora espectacular, atmósfera absorbente, acertijos imposibles y criaturas perturbadoras. Poco más se puede pedir.

La historia de Silent Hill

Esta es la historia de Silent Hill.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.